dissabte, d’octubre 20, 2007

CINCO. FICCIONES VIOLENTAS

ATENCIÓN: ¡la primera temporada de frenesí actualizador del fin de semana del blog tiene banda sonora! Retrocede cuatro casillas para activarla.

«En cualquier lugar del mundo las fronteras generan violencia, la violencia fomenta la aparición de vallas y, ocasionalmente, las vallas se convierten en muros. Es entonces cuando la gente reacciona, porque un muro transforma una distinción legal en un puñetazo visual en plena cara. Al parecer nos encantan los muros, pero también nos incomodan, porque dicen cosas negativas sobre nuestros vecinos, y sobre nosotros mismos. Se construyen por dos motivos: el miedo y el afán de control».

Firma Charles Bowden en el número de mayo de National Geographic.

Sigue subiendo.

1 comentari:

hans ha dit...

sí, pero alguien inventa las fronteras y las coloca ahí por alguna oscura razón económica; los que se sientan en los despachos, con sus prácticos hilos de marioneta colocan las fronteras, implantan los nacionalismos y las masas ¡venga! a generar divisas inconscientemente para mayor derroche de los trajeados. En fin...